13 ago. 2008

X Files

Como ya dije en el fotolog hace unos días, voy a interrumpir mi obstinado silencio para convenceros (si es que no lo estabais ya) de que no veáis bajo ningún concepto esta película.

Como ya habréis adivinado se trata de un film totalmente prescindible que no añade nada a nadie. Y si lo que os gustaba era la relación entre Mulder y Scully también os decepcionará (avisados estáis).

En este post voy a decir cosas del argumento, así que si sois inconscientes y os la bajáis del emule para verla (¡no paguéis para verla, por el amor de Dios!) no sigáis leyendo.


Pues bien, esta peliculita es un timaco.

David Duchovny y Gillian Anderson pasaban hambre y dijeron: "¡Bien, podremos tener comida caliente durante el rodaje!". Y allí que se fueron, a no interpretar nada.

Cuando ves la película te das cuenta de que ni siquiera se esfuerzan. Los actores se pasean por los personajes con actitud indolente y frívola. Como todos los conocemos ya de sobra... ¿para qué esforzarse?

Así que el título en español ha estado muy bien elegido: Creer es la clave.

Creer que ellos dos actúan.
Creer que ves una peli, en vez de un episodio largo en plan "What if?".
Creer que la peli intenta recuperar la esencia primera de la serie (cuando no iba sólo de extraterrestres, me refiero...).
Creer que no es una escusa para enseñar vísceras y engendros varios.
Creer que te interesan las habilidades médicas de Scully.
Creer que Mulder no es un lunático jubilado.
Creer que merece la pena verla (en vez de consolarte pensando que al menos has estado fresquito en el cine).

En fin, hay muchas cosas que "creer" para no mandar directamente al infierno a esta película y a sus "creadores". Yo os invito a que, si habéis sido tan desgraciados como yo de verla, me digáis más cosas en las que "creer".

Y no, no hay extraterrestres, no hay conspiraciones, no hay "la verdad está ahí fuera" ni nada por el estilo. Por no haber, no hay ni emoción.

Porque la química de los personajes está gastada (y como ya he dicho, los actores ni se esfuerzan en transmitir ni un poquico de cariño). Porque no te emociona nada que aparezca Skinner. Porque el argumento es infame y rocambolesco, absurdo a veces e inconexo la mayor parte del metraje.

Además, si como yo, has visto la mayor parte de la serie (o en su totalidad) a los 15 minutos ya habrás adivinado por dónde van los tiros y sabrás perfectamente en 4 escenas qué es lo que va a pasar (impagable la escena de Scully bajándose información acerca de células madre -por cierto, atención al guiño a la "pseudo-controversia" en América con este tema- y apareciéndole las imágenes de los científicos locos rusos y sus experimentos).

Lo dicho, un timaco impresionante.

Si no eres fan de la serie, es prescindible totalmente.

Y si eres fan te decepcionará.